Manejo del dolor posoperatorio en casa: alivio sin medicamentos

Mujer descansando en una silla con los ojos cerrados.

Los medicamentos no son la única manera de manejar el dolor después de una operación. Pruebe las siguientes técnicas en vez de tomar analgésicos o para disminuir la cantidad que necesita.

Visualización o imágenes guiadas

La visualización ayuda a dejar de pensar en el dolor:

  • Cierre los ojos. Respire profundamente.

  • Imagínese que se encuentra en un lugar tranquilo y sereno.

  • Imagínese cómo se siente en ese lugar.

  • Si otros pensamientos interrumpen la visualización, respire profundamente y empiece de nuevo.

Relajación corporal progresiva

La relajación ayuda a aliviar la tensión y el dolor:

  • Cierre los ojos. Apriete los músculos de los pies.

  • Mantenga esa posición por unos segundos. Relájese.

  • Repita lo mismo con los músculos de las pantorrillas.

  • Vaya subiendo poco a poco, tensando y relajando diferentes grupos musculares siguiendo por su abdomen, pecho, brazos, cuello y cara.

Respiración profunda

La respiración profunda ayuda a relajar todo el cuerpo:

  • Inhale por nariz lenta y profundamente.

  • Aguante la respiración por unos segundos.

  • Exhale a través de la boca lenta y profundamente.

© 2000-2021 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.